Miércoles 23 de julio del 2014

Nacional
Ed. Impresa

Hay hermetismo de autoridades sobre los dos accidentes aéreos

Santa Cruz |

Las autoridades de Sabsa y de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC), por intermedio de sus funcionarios del aeropuerto Viru Viru, descartaron brindar información oficial sobre los accidentes de las aeronaves Curtiss C-46 y Cessna 206, que se estrellaron el pasado viernes y sábado en Monteagaudo y en Santa Cruz, respectivamente, causando la muerte de ocho personas.

Sin embargo, fuentes de la DGAC adelantaron extraoficialmente que el avión Curtiss, pilotado por Luis Ortiz, padre del exsenador Gerald Ortiz (ambos fallecidos), estaba con carga y no se sabe si tenía volumen en exceso, aunque estiman que llevaba computadoras para ser entregadas a unos profesores.

Asimismo, también se presume que el avión carguero no tenía el certificado de aeronavegación en orden, al contrario de la avioneta caída en Monteagudo, que cumplía con todas las condiciones de vuelo.

En este sentido, no se descarta que una de las causas del accidente pueda ser por  una falla en el motor o por falta de mantenimiento, toda vez que la aeronave supuestamente estaba guardada. En este caso, informaron de que el tiempo de permanencia en el garaje también será resuelto en las investigaciones.

Datos oficiales

Estimaron que posiblemente mañana se tengan los primeros datos oficiales sobre el accidente del Curtis; del Cessna no adelantaron fecha por la mayor complejidad del siniestro.

En el departamento de Meteorología de Aasana descartaron hipótesis del accidente del avión carguero que apuntan a causas climáticas.

Explicaron que la visibilidad, la nubosidad y la situación sinóptica estaba operable, tanto para los vuelos IFR (reglas de vuelo instrumentales, por sus siglas en inglés,) como para los VFR (reglas de vuelo visual).

El jefe de aeropuerto de Sabsa en Viru Viru, Armando Torrico, no atendió a El Deber, porque estaba en una reunión.

Sobreviviente

Jared Ortiz Macilla, de 27 años, sobrevivió al accidente aéreo gracias a la alerta que le dio su padre, el senador Gerald Ortiz Alba, antes de la tragedia ocurrida  en el aeropuerto Viru Viru. Minutos antes de la explosión, Jared recibió la orden de su padre para que se vaya a la parte trasera del avión carguero Curtis. Así lo hizo y se salvó de milagro.

Según Jovana Mancilla, madre del único sobreviviente de la tragedia de Viru Viru,  lo poco que recuerda su primogénito después de la explosión de la nave, es que vio al ahora extinto senador malherido y, pese a ello, hizo los esfuerzos necesarios para llevarlo más allá de las llamas del avión e intentó rescatar a su padre, Luis Ortiz Fernández, de 65 años. No logró su objetivo porque se desvaneció.

“Él está hablando y consciente; sabemos que su papá (Gerald) lo salvó y después volvió para sacar a mi suegro (Luis)”, dijo la mujer entre lágrimas tras salir de la clínica Incor, donde su hijo fue sometido ayer a una segunda cirugía por problemas en el brazo izquierdo.

La hemorragia interna del herido  fue controlada, pero permanece en la unidad de Terapia Intensiva.

LLEGAN CUERPOS DE FALLECIDOS

Alas 17:25 se posaron ayer en la pista del aeropuerto El Trompillo dos helicópteros Huey de los Diablos Rojos con cuatro de los cinco cuerpos de las personas que fallecieron en el trágico accidente de la avioneta Cessna 206, CP-1823, caída el viernes en una serranía próxima a Monteagudo, en el departamento de Chuquisaca. Las víctimas son el piloto Édgar Antelo, el copiloto Daniel Jordán y los pasajeros René Óscar Holguín Taborga, Javier Flores Quinteros y Wilson Pilco Mamani. Los restos de este último se quedaron en Sucre.

El traslado de los cadáveres fue posible luego de una ardua tarea de recuperación ejecutada en una zona empinada y de difícil acceso situada a 7.000 pies de altura, a la que treparon al menos 30 efectivos del grupo SAR de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB). Los rescatadores hallaron dos cuerpos fuera de la nave destrozada y los restantes dentro.

Liborio Flores, comandante general de la FAB, dijo: “Felizmente hemos podido cumplir la misión después de un trabajo arduo”.

Los dolientes, acongojados, se dieron cita en gran número ayer en los predios de los Diablos Rojos y recibieron los cadáveres que luego fueron trasladados a la morgue.

 

LOS HECHOS

• Luis Ortiz Fernández. El cuerpo del padre del senador Gerald, fue trasladado a la ciudad de Cochabamba. El traslado fue a las 8:00.

• Mario Tórrez Angles. Será enterrado en el cementerio general de La Paz. El cuerpo del técnico mecánico fue trasladado cerca del mediodía de ayer.

• Honores. Los alumnos del centro de entrenamiento aeronáutico Kyteam permanecieron todo el día en el salón de velación Amanecer de Las Misiones. Todos lucían sus uniformes de pilotos. Al salir de ese lugar, cargaron el ataúd por algunas cuadras para después subirlo al carro fúnebre. En Sucre se levantó una capilla ardiente en honor al legislador chuquisaqueño.

• Emprendimiento. Se conoció que el fallecido senador dejó un emprendimiento económico a medias.

Accesos directos

Inicio Nacional Local
Deportes Economía Internacional
Horóscopo Click Opiniones
Noticias más vistas Últimas noticias Videos

Suplementos

Número 1 OH! Observador Ec. M de Mujer Vida & Futuro Lecturas T de Teens Buen Provecho
Hecho en Bolivia por Smartica